Nuevo sistema para extraer microplásticos del agua

El día de hoy conocemos un nuevo sistema para extraer microplásticos del agua desarrollado por Fionn Ferreira, un estudiante irlandés de dieciocho años con el que ha conseguido ganar la Google Science Fair (Feria de Ciencias de Google) del actual año. Se trata de un acontecimiento cuya primera edición se efectuó en el año dos mil once, en ella se convoca a estudiantes de trece a dieciocho años de todo el planeta a fin de que elaboren una hipótesis, efectúen un experimento y presenten sus resultados.

El sistema emplea imanes y ferrofluidos, fluidos (en general agua o bien un solvente orgánico) que integran partículas ferromagnéticas cubiertas de un surfactante, con esto se consigue filtrar los microplásticos con un tamaño de menos de cinco milímetros de diámetro, lo que hace que sea imposible ser extraídos en el tratamiento de aguas residuales y este equipamiento gastronomico en particular se consigue en cualquier bazar gastronomico. El sistema para la extracción de microplásticos del agua es una posible solución para eludir que estas partículas puedan concluir en el estómago de los seres vivos marinos pequeños y, por su parte, de los más grandes debido a la cadena trófica.Fionn Ferreira

Con este proyecto se estudia un nuevo procedimiento para la extracción de microplásticos en los centros europeos de tratamiento de aguas residuales, en tanto que, en nuestros días, ninguno de ellos tiene un sistema de cribado o bien filtrado de estos materiales. Conforme comenta Fionn Ferreira, se inspiró en un artículo escrito por Arden Warner, del laboratorio de física de altas energías Fermilab, en el que se describía un procedimiento en el que se empleaba óxido de hierro no tóxico (magnetita) para adecentar los derrames petrolíferos.

Como se puede ver en el vídeo, el estudiante empleó este procedimiento para la extracción de partículas de plástico agregando aceite a una suspensión que contenía estos materiales, más tarde migraron a la fase de aceite y agregando polvo de magnetita, el microplástico se mezcló con el ferrofluido que fue eliminado a través de imanes. La hipótesis era que con este procedimiento se podría quitar el ochenta y cinco por ciento , por lo menos, de los nanoplásticos presentes en la muestra.

Fionn Ferreira comenta que para medir la concentración de partículas de plástico en la muestra (se usaron los diez microplásticos que se hallan frecuentemente en el agua), edificó un espectrómetro de luz perceptible con el que se podrían examinar los fantasmas de luz que pasan mediante estos materiales usando el software de espectroscopia óptica SpectraGryph. La muestra asimismo se examinó en el microscopio y se examinó usando Adobe Photoshop, los dos métodos dieron un valor de los plásticos que fueron retirados del agua.

Los resultados conseguidos han apoyado la hipótesis ya antes citada retirando un promedio de un ochenta y siete por ciento de los microplásticos, resaltando que el sistema fue más efectivo con las partículas resultantes del lavado de ropa y maquinaria, y menos efectivo con las partículas de polipropileno. El procedimiento forma el comienzo de una idea para la supresión del microplástico que ya antes jamás se había llevado a cabo, mas es preciso investigar más para determinar la eficiencia de la magnetita en múltiples grados con diferentes sistemas imantados, como el diseño de un sistema que pueda introducirse en los centros de tratamiento de aguas residuales.

Es un primer paso para sentar las bases con las que desarrollar una forma eficaz para la extracción de microplásticos presentes en el agua. Quizás, podría emplearse asimismo en las plantas embotelladoras de agua, recordemos que conforme ciertas investigaciones, el noventa y tres por ciento del agua embotellada del planeta está contaminada con microplásticos, de ello charlábamos en este artículo. Podéis conocer más detalles del proyecto de Fionn Ferreira mediante la página oficial de Google Science Fair.

Patricio