Carmine´s restaurante, un encuentro con los sabores del sur de Italia.

Si hay algo que une a los italianos con los mexicanos es la forma en la que convivimos con la familia, especialmente en la mesa. Esa cocina de las abuelas, madres y hasta de los varones, que compite por conquistar al resto de los miembros que gustosos comemos todo lo que nos ponen a la mesa, que nos hace sentir abrazados, queridos; algo sucede con la cocina italiana que genera esa sensación de amor y de cariño. Eso podría definir al restaurante Carmine´s, que, de su local original en el Upper West Side de Manhattan (establecido en 1990) se ha expandido a otros sitios, iniciando en la zona de Times Square, y luego en Atlantic City, Washington DC, Atlantis en Bahamas, y el más reciente en Las Vegas Nevada.

El visionario Arti Cutler encontró una formula que todos adoramos, platillos que llevan el sazón de la cocina de la abuela, bastos, como para alimentar a toda una familia, a precios justos, además de una carta menu de restaurantes de vinos amplia que garantiza el dar gusto a todo tipo de paladares y bolsillos. Así fue como en la época de los 90´s Carmine´s se convirtió en toda una institución en Nueva York, la decoración y ambiente que utilizó para Carmine´s pronto fue copiado por otros, la cual evoca la “Edad de Oro” de los Estados Unidos, con un comedor al puro estilo italiano, ambiente ecléctico, y un espíritu familiar que atrajo a tantas personas, que incluso llegaron a haber largas filas para poder entrar.

Claro, quien se puede resistir a esa cocina de la Nona, como le llaman a las abuelas en Italia, y esa fue la fuente principal de inspiración de Arti cuando abrió Carmine´s, el secreto estaba en esas recetas familiares que habían estado en su casa toda la vida la cual enamoraba a propios y extraños, y que después de 25 años, siguen siendo las mismas que se cocinan en cada uno de sus restaurantes.

Más que una trattoria, Carmine´s nos hace sentir en ese comedor de larga mesa y manteles blancos que podría estar en casa de cualquier familia en el sur de Italia, que incluye, fotografías de la familia de Arti y de su esposa Alice por todas las paredes, desde sus ancestros hasta la época actual, entonces, si, uno esta en casa de alguien que nos ha invitado a disfrutar de una fiesta familiar que nos acoge con mucho cariño.

El porque del nombre, bueno, hay una tarjeta muy simpática en todos los Carmine´s que explican varias cosas interesantes sobre el restaurante. Primero que Carmine es el masculino del nombre Carmela en femenino y que significa viñedo en italiano, que en Carmine´s se usan más de 5 mil libras de pasta y más de 2 mil libras de ajo al mes, y otros datos muy interesantes que dependen de la locación que visiten.

El Carmine´s original lo visite hace mucho, mucho tiempo, y cuando viaje a Las Vegas en Mayo y me enteré de su apertura en The Forum Shops at Caesars, tan pronto me instale en el hotel, llame para hacer una reservación y tener un reencuentro con este ícono de la cocina italiana en los Estados Unidos.

Como en sus otras locaciones, Carmine´s en Las Vegas es adorable, con su enorme letrero de luces de neón con su nombre a un costado y al centro. Ya dentro, de nuevo ese gran salón comedor donde uno se siente transportado hasta cualquier rincón de Italia, una enorme barra de madera con su mueble trasero, espejos, fotografías, grandes y largas mesas con muebles de madera, impecalbes manteles blancos, candiles enormes que iluminan cálidamente todo el entorno, y el mismo servicio esmerado y atento que ha caracterizado a Carmine´s desde el primer día.

Podría decirles que no importa que vayan solos, pero en Carmine´s no conocen las porciones pequeñas, todas vienen en grandes platones para compartir, así que les recomiendo que vayan con buena compañía, y si no la tienen, se atrevan a pedirle a alguien que los acompañe para que puedan entender y vivir el concepto en plenitud del restaurante.

Para comenzar, un vino de la casa, un Chianti Classico 2012, excelente, no podía ser de otra manera, mientras nuestros ojos bailaban de un lado a otro de las cartas para restaurantes intentando decidir los platillos para esa tarde. Una fresca ensalada Carmine´s con un Penne Alla Vodka, dos de sus grandes especialidades (todo en Carmine´s es especial, así que digamos que estos son los super especiales, de los especiales) en porciones que alcanzaron para llevarnos un poco a la habitación para más tarde. La pasta al dente, como debe de ser, y la salsa que solo de pensar en ella comienzo a salivar de nuevo (no se porque siempre me torturo escribiendo estos artículos cuando no estoy cerca del restaurante para salir corriendo por otro plato de nuevo).

Y ya entrados en el ambiente y cediendo a nuestros antojos y deseos, pedimos unas Berenjenas a la Parmesana (Eggplant Parmigiana) y unas Albóndigas, si, eso fue un momento de gula total, pero vamos, que no todos los días puede uno ir a comer a Carmine´s y deleitarse con estos platillos.

No pedir postre es imperdonable en Carmine´s, además, como dice una amiga, para el postre todos tenemos otro estómago (ahora entiendo el porqué de la circunferencia de mi cintura, ¡ya decía yo que era por algo!), así que pedimos unos Chocolate Cannoli.

La sobremesa fue larga, no se si por el hecho de no poder movernos de la silla de tanto comer, o por sentirnos tan a gusto, tal vez la combinación de ambas, así que entre grappas y otros vino, se nos hizo de noche, y estuvimos más que listos para continuar con la diversión que solo Las Vegas puede ofrecer para la vida nocturna.

Carmine´s es un clásico, que si aún no han visitado, les recomiendo ampliamente que lo hagan, créanme, es de esos lugares que están en las listas de cosas que comer y visitar antes de morir, ya sea en Las Vegas, en Nueva York, Atlantic City, Washington DC o en Bahamas, no se pierdan el poder vivir un momento de sabroso abrazo en este restaurante.

Tag: cartas de menu de restaurantes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *